Orquídeas, tipos, cuidados y trasplante

5/5 - (2 votos)

Las orquídeas son una de las especies más antiguas, cerca de 65 millones de años. Las primeras especies antiguas encontradas fueron en Monte Bolca, muy cerca de Verona. Se clasifican cerca de 25 mil especies, entre ellas miles de híbridos.

En general, este tipo de especie, se destaca por su inflorescencia con características complejas, además, forman parte del sistema de reproducción más llamativo para hongos y abejas.

Las orquídeas son parte fundamental de la economía en América, y son el centro de grandes investigaciones científicas. En el caso más conocido se encuentra el botánico e investigador Robert Luis Dressler, especialista en orquídeas, quién aporto todo lo referente a este tipo de especies.

¿Cuántos tipos de orquídeas existen?

Las orquídeas han sufrido cambios en los últimos años por consecuencia de la adaptación, por lo que las flores han adquirido otras características en cada especie. Básicamente, se componen de 3 sépalos, 2 pétalos y 1 labelo, que sirven para cautivar la polinización. Esto facilita que otros insectos y abejas se puedan posar fácilmente.

A diferencia de otras especies, las orquídeas, tiene el estambre y los pistilos unidos en una estructura conocida como columna, justo en la parte superior está la antera que tiene 2 órganos ovalados que poseen el polen.

Una especie con variedad de géneros es la orquídea vainilla que tiene un delicioso aroma, de esta planta proviene el extracto de vainilla para la elaboración de postres.

Orquídeas phalaenopsis

Comúnmente, se conoce como orquídea mariposa. Tiene su origen en el Sudeste Asiático, el tipo de orquídea es epifita, esto indica que vive sobre otra planta pero no se alimentan de la raíz del suelo. Una especie epifita es una planta parásita, pero la orquídea phalaenopsis, no lo es. Se beneficia de las ramas más altas de los árboles.

A mayor altura, busca la luz en la selva tropical, donde todo es más sombrío. Se alimenta de la humedad ambiental, como el agua de lluvia y el humus acumulado en las ramas. Este tipo de especie se ha adaptado a este medio de vida.

El proceso de fotosíntesis se realiza por medio de sus raíces y hojas, así como su alimentación, la extraen de las raíces. Tiene un verde intenso en sus hojas, un nervio y una forma carnosa, estos forman parte del órgano para almacenar humedad.

El corto y tallo grueso, une las raíces con las hojas y su floración es en primavera que dura entre 4 a 8 semanas, donde aparece la vara floral. La vara floral es endeble, es por ello por lo que se debe entutorar. Por ejemplo, al comprarla floreciendo, se observará que están sujetas a palitos, para evitar que se doblen las flores con el peso.

De la vara floral, nacen unas yemas, donde salen las flores. La mayoría de phalaenopsis tienen inflorescencia blanca, magenta o blanco con labelo magenta. También existen especies hibridas de phalaenopsis con puntos, con flores rayadas y una floración más llamativa, como el magenta brillante o amarillo.

Orquídeas denbrobium

Son las especie más conocida, es una planta epifita, vive y se forma sobre las ramas de los árboles. Necesitan de mucha iluminación pero sin la luz solar directa.  Su origen del Sureste de Tasmania, Australia y Asia. Su floración es en primavera y dura 6 meses, también necesitan de humedad media entre 50 % a 60 %.

Son muy fáciles de cuidar y a la vista son totalmente atractivas. Tienen más de 1.500 especies y tienen un  hábitat natural grande, se mantienen en diferentes temperaturas y condiciones de clima variantes. La mayoría crecen en ramas y troncos, otras sobre rocas y se les conoce como litófitas. En cuanto al tamaño, varía lo suficiente, desde pocos milímetros a 2 metros y más.

Se encuentran 2 grupos de orquídeas denbrobium, caña dura y caña blanda. El primero tiene pesudobulods altos y más delgadas, tienen hojas más oscuras que los tallos, además son perennes. Mantienen sus hojas durante la estación del año, desde las cañas endurecidas, crecen las espigas de flores.

La caña blanda tiene pesudobuldos largos, delgados y densos. Las hojas son más claras, crecen a lo largo del tallo, donde también crecen las flores.

Orquídeas Cymbidium

Tiene su origen en Australia, Asia tropical y África, es de tipo epifita o terrestre. Su floración permanece en otoño e invierno, las flores se mantienen por varias semanas. Es una especie que necesita de mucha luz pero no de contacto directo con el sol, puede permanecer fácilmente en el exterior.

Se debe mantener el riego, no dejar que se seque el sustrato. Su humedad media adecuada es de  40 % – 50 %. Tiene la capacidad de resistir heladas breves y suaves, aun así, no sufren daños. Se caracterizan por sus flores perfumadas y resistentes hasta 2 meses. De una misma vara florecen varias flores, unidas por los peciolos muy cortos.

A partir de los pesudobuldos redondos, nacen hojas largas y finas, estos crecen de forma horizontal. Cada año nace un nuevo brote y de él, dan origen a 2 tipos de tallo, de ahí nace otra vara floral para desarrollar otro pseudobulbo.

¿Cuáles son los cuidados de las orquídeas?

Las orquídeas, son especies sofisticadas y hermosas, para usar en el interior de la casa. Son totalmente perfectas como elemento decorativo para demostrar la delicadeza natural. Esencialmente, se debe elegir un espacio ideal, iluminado pero que reciba poco sol, ya que no pudieran florecer.

Las orquídeas son una especie excepcional, es por ello que no deben ser regadas con agua corriente. Por ejemplo, el agua baja en minerales, por lo que el agua normal suele dañar las raíces. Por consiguiente, se usa un atomizador para no exceder la humedad.

Abonado

El fertilizante para orquídeas, no es completamente necesario, pero resulta de gran utilidad para su crecimiento sano y floración abundante. Cabe destacar, que son especies aptas para vivir en ecosistemas complicados, sobreviven para percibir la luz precisa, aunado a esto, están sobre los árboles.

En el ambiente natural, podría parecer estar fuera del alcance de nutrientes, no es absolutamente cierto, en estos hábitat, sobran nutrientes, como la suma de materia en descomposición vegetal que se absorbe entre ramas y raíces.

En el mercado, hay variedad de fertilizante específico para cada orquídea. Estos contienen 3 nutrientes básicos: potasio, fósforo y nitrógeno. También, puede tener otros micronutrientes, totalmente esenciales y que son difíciles de obtener por si solas.

Finalmente, hay que tener en cuenta que el abono de las orquídeas se realiza con el sustrato húmedo o por medio del riego.

Riego

El sistema de riego para las orquídeas se debe realizar de manera correcta, pues de lo contrario, causaría la muerte de la orquídea. Un riego excesivo las orquídeas no lo toleran.

Principalmente, el agua debe estar a temperatura ambiente, sin sales diluidas. Una opción es hervir el agua del grifo y usar un filtro de carbón para pasarla. El agua de lluvia es excelente opción, pero no es recomendable usar agua destilada.

En cuanto a las especies de phalaenopsis y dendrobium, se debe precaver no mojar las hojas y tallos, se riega específicamente el sustrato. Cuando se detecta las orquídeas muy deshidratas, se utiliza el riego por inmersión. Del mismo modo, se debe cerciorar que la maceta se escurra toda el agua que sobra y evitar el uso de platillo para acumular el agua sobrante.

Para un mejor resultado, el riego para interior o exterior, se debe pautar por días y por cantidad de agua. En hábitat natural, obtienen el agua de la humedad del ambiente, por medio de las hojas y las raíces. Esta humedad es lo que se debe mantener en el ambiente hogareño.

Las orquídeas se riegan de acuerdo a las particularidades de cada orquídea. Por ejemplo, las orquídeas phalaenopsis, se realiza con el método de riego por observación. Se sabrá cuando necesita el riego y es específicamente cuando las raíces tienen un tono blanquecino, si tienen un tono verdoso, indica que están húmedas.

El riego de las orquídeas dendrobium se determina en relación a la etapa de crecimiento y la época del año en que se encuentre. Cuando están en crecimiento, se riega una vez por semana, se reducen los riegos al inicio del otoño y en invierno, el riego se limita, solo si los pseudobuldos si se marchitan o reducen

Floración de las orquídeas

En relación a la floración de las orquídeas, es proceso completamente atractivo, es una de las especies con floración más llamativa. Lo más interesante es que esto puede durar bastante tiempo, pero lo frustrante es que vuelvan a florecer.

El tiempo de floración de las orquídeas perdura al menos 2 meses. Este periodo es solo una referencia, la duración dependerá de la variedad y los cuidados de cada especie. La mayoría de estas plantas tropicales se cultivan como plantas de interior, pero se reproducen de acuerdo a su origen ambiental. Cuando estas condiciones se mantienen, la floración se alarga a 3 meses.

Para una mejor floración se debe tener una buena iluminación en la primavera para que esos días se alarguen y así reciban más luz durante el día. Esto ocasionaría una mejor estimulación para la floración.

Se debe mantener una temperatura entre 10⁰C a 12⁰C en la mayoría de las especies de orquídeas, ya sea durante la noche o el día. Del mismo modo, cada nutriente es perfecto apara final de invierno, es el periodo activo para las orquídeas. Entonces, los abonos se usan los formulados para esta especie.

¿Cómo podar las orquídeas para que florezcan?

El proceso de poda es conveniente y necesario para las orquídeas. A través de la poda, se elimina las partes de las plantas que están muertas, ya que son obstáculos para el crecimiento, de modo que crezcan fuertes y sanas para la floración.

Para la poda se necesitan herramientas como: tijeras de poda afiladas y limpias, esto evita la propagación de enfermedades. Por ejemplo, el polvo de carbón ideal para desinfectar, una maceta en caso de ser necesario y sustrato para orquídeas.

Las varas florales de la orquídea se podan para que vuelvan a florecer. También, si está seca, se corta en la base para una mejor floración, cuando están verdes, se cortan solo unos centímetros para fortalecer el crecimiento.

Para podar una orquídea phalaenopsis, cuando hay una nueva floración desde una vara floral antigua, la floración es pequeña y de poca calidad. Algunos jardineros eliminan la vara floral por completo después de la floración. No se elimina la vara floral por completa si hay nudo, es que puede haber una segunda floración, sin esperar otro año entero.

Podar una orquídea Dendrobium, se espera hasta que las flores estén marchitas y las espigas tengan un tono amarillento o marrón y el tallo se deja intacto.

¿Cómo abonar las orquídeas para que florezcan?

La floración no es un proceso mágico ni rápido, la esencia es crear un ambiente perfecto para que la vara floral esté lo suficientemente cómoda. En principio, se debe conocer el ambiente originario de la especie para recrearlo muy parecido. Entonces, conociendo las características de cada especie, se procede hacerlo correctamente.

El abono forma para de la estimulación de la floración de orquídeas. Cuando están por florecer, se debe cambiar el abono, para ofrecerle mejores nutrientes, para una floración espectacular y duradera. El mejor abono para orquídeas, tiene máxima concentración de fósforo y potasio.

Para la época del crecimiento y floración, se debe tener un apoyo adicional, pues lo esencial es mantener mayor concentración de nitrógeno. Gracias a esa combinación de nutrientes, el desarrollo de las flores, hojas y raíces, la orquídea se verá preciosa.

Trasplantar las orquídeas ¿Cómo y cuándo? Consejos para trasplantar las orquídeas

Para trasplantar una orquídea, es un procedimiento muy sencillo, esto favorece al mejoramiento de la salud, floración y crecimiento de la planta. Entonces, para trasplantar a una maceta, de acuerdo a la especie, se realiza al menos 1 vez por año o lo mínimo cada 2 años.

Para encontrar la mejor época para trasplantar orquídeas, hay que tener en cuenta que siempre se debe hacer antes del inicio de la época del crecimiento en primavera, es ideal antes de finalizar invierno. Durante la floración, no es recomendable hacer la plantación, pues se arriesga a que la flor se caiga.

Una forma adecuada para determinar el momento de realizarlo es por medio de la observación. Una parte de la orquídea que más crece es la raíz, como es el caso de la orquídea phalaenopsis. Si hay más raíces fuera del sustrato o de la maceta es urgente hacer el trasplante. También se trasplanta cuando el sustrato esté dañado.

Consejos para trasplantar las orquídeas

A continuación, se presentan unos pequeños consejos a tener en cuenta para trasplantar las orquídeas:

  1. Una época de aprovechamiento es después del invierno, ya que las orquídeas reanudan su crecimiento. Es crucial para que sus raíces se formen con rapidez, y para las epifitas, permiten que se sujeten del tronco y obtenga el sustrato rápidamente.
  2. Se debe eliminar las flores y hojas marchitas para evitar la aparición de hongo.
  3. Hay que tener todos utensilios para realizar el trasplante y tenerlos esterilizados. Para limpiarlos usarlo agua y jabón con lejía.
  4. Cuando la orquídea no ha crecido lo suficiente, se usa la misma maceta. Se debe renovar el sustrato cada 2 años para mejoramiento de la planta. Luego, cada 2 a 3 años, se cambia el sustrato, ya que este tiempo, han absorbido los nutrientes de la materia orgánica.

¿Qué tipo de maceta necesita tu orquídea?

Las orquídeas requieren de macetas estrechas, si esta es muy grande no florecerá por un buen tiempo. Las perfectas son las que mantienen las raíces más compactadas. Es recomendable usar macetas transparentes para que las orquídeas epifitas puedan percibir la luz a las raíces y realizar la fotosíntesis.

Las macetas para orquídeas, es aquella que tenga muchísimos agujeros, esto evitaría el encharcamiento de agua. Por consiguiente, sucede el aparecimiento de hongo y dañaría las raíces.

Existen gran variedad de macetas de vidrio, de barro y de cristal, cada una se ha propuesto para diferentes opacidades y cumplir ciertos parámetros para mantener viva la floración.

Principalmente, la maceta debe estar en armonía con el ambiente externo que favorezca el aire para las raíces. Las macetas de barro tienen agujeros suficientes para airear la planta, aunque su gran desventaja es su solidez, pues se puede afectar por bacterias.

En relación de las macetas transparentes, se podrá controlar el riego y agujerear en caso de ser necesario para una máxima ventilación. Una ventaja visible es el peso de la maceta, pues si se cae se rompe fácilmente, es por eso que se conocen como macetas decorativas.

José Mª Díaz Sánchez
Últimas entradas de José Mª Díaz Sánchez (ver todo)

Artículos Relacionados

Deja un comentario

Acepto la Política de privacidad